24/12/09

Los modernistas, ¡esos grandes civilizados!


Marcan a los pueblos los pasos que han de dar para conseguir la verdadera felicidad: ésta es la ciencia de los falsos doctores, de los revendedores de libertad y patriotismo, verdaderos traficantes y explotadores del humano linaje: ésta es la caricatura para disfrazarse y con el disfraz, explotar el filón del presupuesto. ¿Dudáis? ved la colección de sudarios y cajas mortuorias que tiene la civilización para con su música cantar el De Profundis disfrazado de la humanidad, acompañado de su propia pamplina.

Los nuevos civilizados para aterrorizar a las gentes sencillas e ignorantes, han hecho cosas maravillosas y las están haciendo: les conviene hacer mucho ruido y conseguir golpes de efecto; con su música de viento meten miedo a los incautos. Todas sus obras están llenas de ignominia y de violaciones que son la base de su edificio monumental; así es que los pueblos que los conocen, hacen como las ranas de la fábula que pedían rey, porque saben que todas sus ofertas no son sino el medio de conseguir ellos sus fines, porque CONOCEN QUE LA VERDAD ES SENCILLA Y CLARA, Y LA MENTIRA Y EL SOFISMA SON AMBIGUOS E ININTELIGIBLES COMO LO ES LA HIPOCRESÍA, en una palabra, PORQUE LOS HOMBRES SENSATOS CONOCEN QUE ESTO ES UNA AUTÉNTICA FARSA PARA EJERCER EL MONOPOLIO.

Los nuevos doctores de esta sociedad, resucitan a la Inquisición para hacer el "bú" con ella y asustar, pero callan los tormentos que en la República modelo, México, España, Francia, Italia,...vamos, que en todas partes, han ejecutado y están ejecutando los que se llaman a sí mismos "libertadores". Resucitan el feudalismo para ¿aterrorizar?, pero no dicen nada del feudalismo que ellos establecen con las anexiones del feudalismo parlamentario, con los cañones rayados, con su despotismo feroz, con su sostén de los tiranos llamados civilizados y apóstoles de la civilización y libertadores de los pueblos...¡Ay! ¡Cuánto hacen para embaucar a los tontos!.

Resucitan el repugnante y asqueroso PAGANISMO con toda su gangrena y corrupción, lo venden como la suprema inteligencia. ¿Dudáis? ved lo que dijo uno de los mayores "civilizados", por supuesto, gran maestre de la Logia, Luis Napoleón, cuando decía: "El imperio es la paz", y precisamente desde aquel momento empezó a llevar franceses al matadero.

Los cañones rayados son los que ordenan y mandan con sus esposas y damas de honor las bayonetas, en el mundo civilizado, en el mundo de las leyes, de la ciencia diplomática. Y los doctores, apóstoles y confesores del "Estado Libre" decían que las guerras eran hijas de la barbarie...

En el mundo del progreso indefinido y de la "cultura", éste se identifica a sí mismo como el Don Quijote de los siglos XIX, XX y comienzos del XXI, y la civilización moderna es su Dulcinea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.