18/1/10

El Panteísmo, New Age y demás soplapolleces


Decía Balmes, que no es mas que el Ateísmo disfrazado; afirmar que Dios es todo y que todo es Dios; que no existe mas que una sustancia, y que todo cuanto vemos, aunque parezca múltiplo, es una manifestación de la misma: y esto es negar la existencia de Dios mismo, porque si Dios se confunde con la naturaleza, no hay Dios en el verdadero sentido de este nombre; no hay naturaleza, hay una fuerza secreta que se desenvuelve bajo diversas formas, MAS NO UN SER INTELIGENTE, LIBRE, TODOPODEROSO, INFINITO, DISTINTO DEL UNIVERSO, QUE ES LO QUE ENTENDEMOS COMO DIOS.

El orden en el sistema panteísta es un absurdo. El orden es la conveniente disposición de cosas distintas que conspiran a un mismo fin. No habiendo mas que unidad, no hay cosas distintas, no hay fin distinto a que puedan conspirar; y entonces es pura ilusión la idea de orden, una de las mas fundamentales de nuestro espíritu en sus relaciones con la vida común, con las ciencias y las artes.

LA LIBERTAD DE ALBEDRÍO, facultad preciosa que tanto ennoblece al hombre, el panteísmo nos la arrebata y aniquila. Así en el panteísmo, nos parece que somos libres, pero es una ilusión. El hombre pierde conciencia de su libertad, y hasta de su espontaneidad; está condenado a considerarse a sí mismo como un puro fenómeno, como una ligera ráfaga de luz en el piélago de la sustancia única, que brilla un momento sin saber ni por qué, ni para qué.

Pero los sentimientos mas nobles del corazón se sublevan contra el panteísmo. El amor, la amistad, la benevolencia, la gratitud, el respeto, la veneración, la admiración, el entusiasmo, nada significan en el sistema panteísta.

Nos comunicamos con el mundo corpóreo a través de los sentidos: ¿y dónde está esa unidad "panteísta" que nos ofrecen? no hay una sensación sola, sino muchas, distintas, diferentes y opuestas, y se dividen y subdividen de mil maneras, ¿dónde está pues la unidad de los objetos que nos las causan?.

No hay una sola inteligencia como afirma el panteísmo; nuestra comunicación con los demás hombres nos atestigua que hay otras inteligencias semejantes a la nuestra (no son modificaciones de una superior): todo manifiesta distinción y diversidad. No hay seres idénticos como propugna el panteísmo: a esos seres que llamáis idénticos al mío, trasladadles mis pensamientos y afecciones y desde aquel momento mi conciencia desaparece: yo puedo por medio de la palabra dar a conocer lo que pasa dentro de mi; pero el mismo fenómeno individual no lo puedo separar de mí; si lo separo lo aniquilo.

Sed panteístas con los demás; decidles: yo soy tú, y no solo soy tú, sino que soy todos los hombres de todo el mundo y de todos los siglos pasados y venideros, ¡triste filosofía, que empieza por una paradoja condenada por la humanidad entera!.

¡AH! LOS HOMBRES MARCHABAN EN PAZ BAJO LAS IDEAS CRISTIANAS; Y EL ORGULLO, LEVANTANDO SU CABEZA, HA NEGADO LA OBRA DE DIOS, Y HA QUERIDO ESCALAR EL CIELO; DESDE AQUEL MOMENTO HAN RENACIDO LOS ERRORES QUE YACÍAN SEPULTADOS EN EL POLVO DE LAS RUINAS PAGANAS; Y LA EUROPA Y EL MUNDO HAN VISTO CON ASOMBRO Y CONSTERNACIÓN PROCLAMARSE EN ALTA VOZ LOS MAYORES DELIRIOS.

Pero nada; larga vida a nuestros líderes, la ONU y demás arquitectos del NWO; tienen toda la razón del mundo y si no la tienen, la tendrán y quien se atreva a discutirlo, será lobotomizado. ¡Amo al Gran Líder Barack Obama, a ZP, a la líder de las animadoras llamada Rajoy, a Juanca, a Morgan Freeman (aunque ahora el monigote que "dirige la ONU" es un japonés, creo, que no tengo ni idea de cómo se llama, ni quiero saberlo) y a los muchachos illuminati del Rockefeller Fan Club y demás masones del grado 33!

Era un sarcasmo: que os la pique un pollo a todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.